AUTOPSIA PSICOLÓGICA PARA CASOS DE SUICIDIO

FÁTIMA FIGARI BRIZUELA

RESUMEN

Este trabajo busca analizar los modelos existentes de entrevistas para autopsia psicológica de casos de muerte por suicidio, que sirvan de base para la propuesta de un cuestionario, fundamentado en las características de la población paraguaya y así utilizarlo para casos de muertes dudosas de suicidio. La metodología es de diseño no experimental, con un enfoque cualitativo de alcance exploratorio. El objetivo planteado busca analizar modelos de autopsia psicológica para casos de suicidio, aplicable a la población paraguaya, evaluando específicamente dos modelos de autopsia psicológica para casos de suicidio uno de origen chileno y otro de origen español y al mismo tiempo proponer un cuestionario, respetando las especificidades del caso paraguayo para su posterior validación. Finalmente la presente investigación permitió sentar las bases para presentar  la propuesta de un nuevo modelo de autopsia psicológica para casos de suicidio, con la consecuente adaptación a la población paraguaya y que se considera puede ser de interés para llevarla a la práctica de casos concretos que permitan su validación y su uso en el ámbito forense nacional.

Palabras clave: suicidio, autopsia psicológica, occiso

INTRODUCCIÓN

El objetivo del presente artículo es analizar los diferentes modelos de cuestionarios sobre autopsia psicológica y en especial de aquellos que se apliquen para casos de suicidio, para luego, a partir de las características, criterios, delimitaciones y alcance que presentan los mismos, plantear una propuesta de cuestionario que pueda ser aplicable a la población paraguaya.

El desarrollo teórico parte de los aspectos históricos del suicidio, las diferentes explicaciones teóricas y la definición del suicidio. Luego se trata de la autopsia psicológica, los métodos existentes, su uso como herramienta pericial y aspectos que hacen a su definición.

Finalmente se estudian dos modelos específicos uno de origen español de corte cuantitativo y otro chileno de corte cualitativo; para considerar las diferencias y similitudes que presentan entre sí, con el fin de establecer criterios que permitan construir un cuestionario aplicable a los casos de muerte por suicidio que tenga en cuenta las características de nuestra población paraguaya y que pueda llegar a ser una herramienta pericial de apoyo a la investigación penal.

Objetivo General

Analizar el modelo de autopsia psicológica para casos de suicidio, aplicable a la población paraguaya.

Objetivos específicos

  • Evaluar los diferentes modelos de autopsia psicológica para casos de suicidio.
  • Proponer un cuestionario respetando las especificidades del caso paraguayo para su posterior validación.

1.     SUICIDIO

1.1.   Aspectos históricos del suicidio

El término suicidio, fue empleado por primera vez por el abate Desfontaine, en el siglo XVIII. Este acto autodestructivo, es una conducta humana compleja que han llevado a cabo individuos como vía de solución final a sus problemas.

En el diccionario de la Real Academia de la Lengua, aparece el término suicidio en el año 1817, definiéndose a partir de los términos latinos Sui (de sí mismo) y cadere (matar), como “el acto o la conducta que daña o destruye al propio agente”.

La historia antigua, como fiel testimonio de tantos hechos, también recoge en su seno el fin de grandes personalidades mediante la autoeliminación; ejemplo de ello lo constituye el suicidio de Saúl, primer Rey de Israel, citado en el Antiguo Testamento, Alejandro Magno, que lo realizó envenenándose y Séneca, abriéndose las venas (Villalobos Galvis, 2009, pág. 6).

Bastías Escobar (2007, págs. 24-25) indica que:

Desde el punto de vista etnográfico, está determinado también por la cultura. En Japón se reconocía legalmente que cuando algún jefe moría o era derrotado, sus fieles debían de acompañar su espíritu al reino de los hombres, matándose; además, los nobles japoneses, en caso de desgracia, practicaban el harakiri, acto ritual que se ha extendido hasta nuestros días. En la cultura judía, era costumbre que una mujer viuda se suicidara tras la muerte de su marido, como en el caso de los antiguos jefes prusianos, con el suicidio se conseguía la fama. También los monjes budistas chinos se inmolaban del mismo modo para conseguir el bienestar de la comunidad. En Latinoamérica, los Mayas y los Aztecas, utilizaban el suicidio como ofrenda a sus dioses, especialmente el suicidio por fuego.

A lo largo de los siglos, la sociedad ha ido cambiando su actitud ante  la muerte. Las civilizaciones antiguas han integrado a la muerte en sus rituales, pero haciendo una marcada diferencia para  el suicidio, ya que  la mayoría de ellas la condenaban aunque existían algunas que lo aceptaban como medio de salvación o una forma social de alcanzar la fama.

En la actualidad los sociólogos, antropólogos psicólogos, psiquiatras, y demógrafos han llegado al conceso de que el suicidio es una enfermedad, catalogándolo como uno de los males de nuestro siglo. En algunas sociedades a nivel jurídico y de los derechos humanos, el suicidio es considerado como un derecho (Dorio Lourido, 2013, pág. 85).

 Con las características de nuestra sociedad actual como la inmediatez, el hedonismo y la cultura del descarte, el suicidio es la salida rápida  que muchas personas sin tener en cuenta edad, sexo, raza o estrato social, buscan ante la imposibilidad de afrontar situaciones que le producen dificultades o insatisfacciones.

No es fácil explicar el motivo por el cual  hay  personas que ante una misma situación estresante algunas se suicidan y otras no. Ciertamente que existen  estudios hechos sobre el suicidio, desde varios enfoque interdisciplinarios, pero aun así no se llega a una explicación única para dicho fenómeno.

Es importante destacar que el suicidio se encuentra entre las 10 principales causas de muerte en el mundo, para un intervalo entre los 15 a los 44 años (Bastías Escobar, 2007, pág. 26).

Para que un suicidio sea realmente tal: acto de quitarse la vida; la muerte debe ser el elemento central, no puede haber un motivo político o religioso.

1.2.   Teorías sociológicas del suicidio

Las teorías sociológicas del suicidio son analizadas por varios autores, entre ellos, Bastías Escobar plantea lo siguiente:

…Durkheim, quien hipotetiza que el suicidio es resultante de la perturbación existente entre la sociedad y el sujeto según se vea comprometida su integración social o según sean las regulaciones impuestas por la sociedad al individuo, clasificándolos en altruistas o egoístas según grado de integración social; y dependiendo del nivel de regulación en anómicos o fatalistas.             

La teoría de subcultura considera que los modos de vida urbano y rural determinan las diferencias existentes entre las tasas de suicidio de ambos medios.

La teoría de cambio de estatus coincide en que un cambio repentino en la posición social tiene cierta posibilidad de conducir al suicidio sobre todo si era una movilidad descendente.

La teoría de la integración de estatus: plantea que más estables y duraderas sean las relaciones sociales, mayores expectativas y menos individuos ocupando estatus incompatibles, menor serán los suicidios (Bastías Escobar, 2007, pág. 27).

Este planteamiento del acto suicida aunque es un mismo evento en todos los casos, pone en evidencia que cada sociedad tiene consideraciones y acercamientos tan diversos, como las particulares de sus principios culturales, morales e ideológicos.

1.3.   Teorías psicológicas del suicidio

Según el psicoanálisis el suicidio es considerado como un crimen al cual se le ha dado un giro de 180 grados. Describen la ambivalencia amor y odio presente en todo suicida. La incapacidad de amar a otros se encuentra detrás de todo acto suicida, como así también la asociación del suicidio como forma de agresividad con el instinto de muerte.

Para Adler (s/p), uno de los exponentes del psicoanálisis, el suicidio afecta a personalidades dependientes, con autoestima claramente baja, egocéntricos y agresivos solapados o abiertamente.

Para Shneidman, “el suicidio es una forma de escape de un dolor psíquico insoportable. Este es el dolor de las emociones negativas: culpa, miedo, derrota, vergüenza, humillación, descrédito, aflicción, soledad, desesperanza, amor frustrado, necesidades insatisfechas, cólera y hostilidad” (Villalobos Galvis, 2009, pág. 41).

Shneidman (s/p) sistematiza su modelo, a partir de cuatro componentes de la conducta suicida:

Gráfico 1: Componentes de la conducta suicida

Fuente: Shneidman (s/p)

Algunas teorías psicológicas de corte cognitivo conductual, explican al suicidio como la disminución y agotamiento de la conciencia, generando depresión, incapacidad de adaptación, falta de voluntad de vivir; hostilidad, narcisismo, compensaciones de tendencia homicidas.

Las causas de suicidio pueden ser:

  1. Sociológicas: la dificultad en la integración social por el suicida; los traumas por la incapacidades físicas no asimilada, etc.
  2. Adicciones: el abuso de drogas y alcohol por los jóvenes, aunque los factores que impulsan el suicidio son similares a los que llevan a ingerir sustancias toxicas.
  3. Psicológicas: el aislamiento psicológico por trastornos emocionales, frustraciones, pérdidas afectivas llevan al suicidio
  4. Éticas: la desesperación, situaciones extremas, decisiones trágicas. Son la causa principal junto con la angustia y la ansiedad que provocan el suicidio. Es el resultado de una gran sensibilidad o de falta de ideales, que hace perder el sentido de la existencia (Dorio Lourido, 2013, pág. 90).

Dentro de la fenomenología del suicidio es importante destacar la necesidad de configurar una idea real y orientativa que permita el desarrollo de estrategias de prevención; estudiar las motivaciones conscientes o inconscientes, las variables sociales, ambientales, la influencia de los medios de comunicación, las redes sociales y toda variable que incida en la consumación del acto suicida.

La complejidad intrapsíquica que presenta el acto suicida y el estudio del mismo se presenta como un desafío no fácil, pero existe un método que permite un acercamiento: la autopsia psicológica.

2.     AUTOPSIA PSICOLÓGICA

La autopsia psicológica se define como “caracterización retrospectiva de la personalidad y la vida de una persona ya fallecida utilizando por supuesto un método indirecto e inferencial, se trata de obtener información del occiso a través de terceras personas que en vida lo conocieron íntimamente…”(García Perez, 1998, pág. 1). La autora presenta la autopsia psicológica como una guía para llevar adelante un proceso de investigación profunda que permite extraer las características de una persona en torno a su muerte. Es retrospectivo pues se tiene en cuenta el pasado de la víctima, su forma de ser, estado mental, y comportamiento, después de una reconstrucción social, psicológica y patológica postmortem, e indirecto porque trata con terceras personas relacionadas con la víctima.

A partir de la evidencia de que nos enfrentamos al estudio de hechos fatales ya consumados, no podemos estudiarlos por métodos directos, es necesario entonces, tener presente que para que los métodos indirectos inferenciales, arrojen información confiable, hay que garantizar los siguientes aspectos:

  • Vínculo cercano con el occiso (familiar de primera línea, cónyuge, convivientes, amigos, colegas, compañeros de estudio, trabajo o religión, médico de asistencia, psicólogos, psiquiatras o trabajadoras sociales del área de salud del finado).
  • No pertenecientes al círculo de sospechosos establecido por la investigación policial, en los casos de muertes dudosas o de homicidios no esclarecidos, pues obviamente la información estaría en función de su propia defensa ante posibles sospechas.
  • Que puedan ofrecer elementos relacionados tanto con la historia vital de occiso como con los últimos días y horas de su vida.
  • Que la entrevista sea realizada en forma absolutamente privada para evitar que unos puedan influir sobre otros en sus versiones.
  • Que sea verificable por exploradores diferentes a los actuantes(Licitra, 2000, pág. 3).

Siempre se ha considerado que la principal utilidad de la autopsia psicológica ha sido la reconstrucción de la vida de a persona fallecida en circunstancias dudosas para el esclarecimiento de las posibles causas de su muerte; pero se ha descubierto que en muchos casos la utilidad se plantea también en relación al conocimiento del móvil o motivo que lleva a una persona a sacarse la vida.

García Pérez (García Perez, 1998, pág. 5)  destaca la importancia de esta técnica para fomentar la prevención del suicidio ya que permite establecer las poblaciones de alto riesgo y factores asociados, evitando y tratando este fenómeno.

Es importante destacar que una de las técnicas más utilizadas en la comprensión de los comportamientos criminales es la del peritaje psicológico y entre estos peritajes se encuentra la Autopsia Psicológica, que como tal, lo que hace es dar un aporte a la investigación, no es la solución de la misma, por ese motivo debe ser planteada siempre en términos probabilísticos ya que nadie conoce la verdad absoluta y mucho menos de una personas que ya está fallecida.

2.1.   Métodos de autopsia psicológica

El método de la autopsia psicológica se nutre de dos fuentes de información: documentos y entrevistas a informantes claves. Los primeros incluyen todo cuanto se derive de la investigación policial o judicial del deceso (peritajes, informes policiales, declaraciones, entre otros), así como documentos relativos al fallecido (informes laborales, académicos, médicos, penales, fotografías, objetos, actividades en redes sociales, notas, publicaciones, etc.). La segunda fuente corresponde a entrevistas a los informantes, que pueden ser familiares, amigos, compañeros, pareja, que hayan conocido muy de cerca al fallecido y que sean capaces de dar información cabal del desenvolvimiento del fallecido en varias áreas de su vida.

Varios son los modelos de autopsia psicológica. Algunos privilegian la riqueza del material subjetivo de las entrevistas, mientras que otros se enfocan a los datos objetivos. Si bien la mayoría dirige sus esfuerzos hacia la comprensión del modo en que ocurre un deceso equívoco o indeterminado, es sin embargo en el terreno del suicidio y su prevención donde su aplicación se ha visto más extensamente desarrollada (Torres Vicent, 2007, pág. 116).

Una de las mayores objeciones o críticas a los procedimientos de autopsia psicológica, se enfocan en destacar la falta de respaldo empírico y de “objetividad” de la técnica, porque la información recogida proviene de fuentes indirectas lo que hace cuestionable el poder llegar a un diagnóstico psicológico, psicopatológico o a caracterizaciones de personalidad reconstructiva, de una persona que no se encuentra disponible en forma directa.

A pesar de esta crítica, existe diversidad de perspectivas y orientaciones respecto a la autopsia psicológica, donde la mayoría de los autores coinciden en que no existe un modelo universal, único y consensuado.

Torres Vicent (Torres Vicent, 2007, pág. 115), afirma que: “hemos podido constar que existen al menos dos enfoques metodológicos de autopsia psicológica: cuantitativos y cualitativos, cada uno con sus promesas y sus limitaciones”.

Los modelos cuantitativos de autopsia psicológica, son generalmente aplicados para estudios epidemiológicos del suicidio y utilizan cuestionarios cerrados de selección múltiples a modo de escalas que son aplicados directamente a los informantes o valorando la información recogida de los documentos con parámetros cuantificables, principalmente estadísticos.

En esta línea (cuantitativa) encontramos a  uno de los modelos de autopsia psicológica más difundido en el ámbito hispanoamericano, es el de la psiquiatra cubana Teresita García, quien elaboró el Modelo de Autopsia Psicológica Integrado  (MAPI) en el Instituto de Medicina Legal de La Habana en 1999, el cual se orienta a la investigación de cualquier tipo de muerte violenta. Se compone de una pauta de entrevista estructurada, para respuestas cerradas, tendiente a “extraer de parte de los informantes datos objetivos respecto ad un fallecido, disminuyendo al mínimo el sesgo subjetivo de cualquier argumentación adicional y las propias interpretaciones del explorador” (García, 1999).

Según esta autora, el MAPI es “un instrumento de exploración y caracterización sociopsico patológica estandarizado, confiable, válido, sensible y replicable en cualquier contexto” (Torres Vicent, 2007, pág. 117).

Consta de sesenta dimensiones y en cada una de ellas, un número variable de reactivos de entre dos y noventa y uno.

Este método consta de:

  • Aspectos generales: sexo, raza, estado conyugal, ocupación, creencias religiosas, antecedentes patológicos familiares y personales y hábitos tóxicos.
  • Examen psiquiátrico retrospectivo hasta un mes antes de su muerte:
  • Esfera de integración, cognoscitiva, de relación, afectiva y de la conducta

(Alimentación, sexo, sueño, lenguaje, actividad, hábitos higiénicos y   síndromes).

  • Diagnóstico nosológico.
  • Áreas de conflicto: socioeconómica, de ámbito laboral, judicial y de vivienda.
  • Aspectos psicológicos del occiso: comportamiento, intereses y tratamiento recibido.
  • Señales emitidas hasta 2 años antes de la muerte.
  • Cuestiones sobre el lugar de los hechos.
  • Cuestiones si se sospecha de homicidio.
  • Cuestiones sobre la forma o etiología de la muerte: por armas, consumo de sustancias, etc.
  • Observaciones del explorador.

La metodología científica utilizada para validación del MAPI, fue desarrollada por el Ministerio de Salud Pública y el Instituto de Medicina Legal de Cuba a través de tres investigaciones realizadas durante el período de 1990 a 1996 en víctimas de suicidio, homicidio y accidente, las cuales demostraron que, recurrir a terceras personas para obtener información del fallecido resulta confiable, que el método es viable y el instrumento MAPI es aplicable y generalizable (Rodríguez, 2012, pág. 7).

Los modelos cualitativos de autopsia psicológica, proponen una recolección documental  y entrevistas abiertas o semi-estructuradas sobre la historial de vida de una persona, para analizarla  con un  enfoque fenomenológico, destacando el valor del caso único bajo una mirada comprensiva y teórica, dando  énfasis al material subjetivo proveniente de los informantes, para  determinar el marco de sus interacciones con la persona fallecida y aquellos aspectos psíquicos que mejor reflejen y permitan la comprensión de sus circunstancias y contexto particular al momento de su muerte.

Dentro del modelo cualitativo y concibiendo la autopsia psicológica como un estudio psicobiográfico, fenomenológico y comprehensivo, Torres Vicent, propone un  modelo de análisis de la información colectada de las entrevistas, basada en la propuesta dinámica de Capponi (1998, s/p) y su “fenomenología descriptiva dimensional”, con la intención de llevar a cabo una experiencia práctica de autopsia psicológica en el contexto chileno. El modelo consta de:

  • I-Antecedentes preliminares
  • II-Pautas de entrevistas semi-estructuradas
  • III-Consideraciones especiales
  • IV-Escala de intencionalidad suicida (USAPA)
  • V-Escala de letalidad (USAPA)
  • VI-Instrumentos indirectos de diagnóstico
  • VII-Antecedentes preliminares

A partir de la pauta de aplicación del procedimiento, la información recogidaes inventariada en paralelo con las entrevistas a los informantes clave; siendotodo posteriormente analizado por dos investigadores y estableciendo criteriosde consenso bajo los cuales se intenta retratar psicológicamente al fallecido.

Finalmente, se procede a estructurar el informe de autopsia psicológica conformela siguiente pauta, incluyendo los siguientes elementos: Antecedentes, metodología, Identificación del occiso, planteamiento del problema, historia vital (genograma anexo), elementos para la configuración de la personalidad, conclusiones (como hipótesis de trabajo) (Torres Vicent, 2007, págs. 120-125)

Después de la lectura de los modelos existentes de autopsia psicológica, hemos considerado criterioso, basarnos en la propuesta de un modelo de autopsia psicológica para casos de suicidio que hace López Fernández Delgado ( 2015, pág. 1). Este cuestionario consta básicamente de preguntas cerradas que evita la subjetividad y hace que los datos se puedan interpretar  por los diferentes investigadores que participen en el proceso.

La estructura del cuestionario en sí, consta de 63 ítems, dividido en 5 módulos: datos personales, áreas de conflicto, caracterización psicológica, señales emitidas 6 meses antes y observaciones del entrevistador.

Antes de realizar la entrevista se deberá seguir un protocolo en el que se indicará la forma de contactar con la familia del fallecido, como se debe informar sobre el método que se va a llevar a cabo y el contexto en el que se debe realizar la entrevista.

Este modelo permite que todos los profesionales realicen la investigación de la misma manera. Para facilitar este proceso se les explica  por medio de un instructivo aquellas cuestiones que puedan ser de dudosa interpretación, evitando así la inclusión de elementos subjetivos o simplemente para facilitar el entendimiento tanto del entrevistado

Este modelo abarca a nuestro criterio todas las áreas del sujeto, contando además con un guion flexible y claro  que permite conducir las entrevistas de manera fluida evitando eludir información relevante  en la construcción del caso.

Finalmente, atendiendo a la premisa criminalística que “nunca una muerte es igual a otra”, consideramos que las realidades psicológicas de personas vivas o muertas, no pueden ser homologables; del mismo modo ningún método de evaluación psicológica indirecto como es la autopsia psicológica, puede  aspirar a tener realmente objetividad; pero sí consideramos que los modelos existentes pueden  servir de referencia a futuros cuestionarios de autopsia sicológica, que por cierto tendrán que ser adaptados a las características de la población que se quiera estudiar.

2.2.   La autopsia psicológica en Paraguay

La autopsia psicológica es una técnica de investigación, que en otros países entra a formar parte de manera habitual dentro del proceso de las investigaciones. En cambio en nuestro país, no se la conoce y por lo tanto su uso es nulo,  al menos como técnica o método reglado. Esto se debe a la falta de especialización a nivel teórico y metodológico del psicólogo  que se desempeña en esta área y la falta de instrumentos validados en el contexto paraguayo, que permitan esclarecer de manera confiable los casos de muerte dudosa.

En esta técnica, el estudio de las muertes equívocas o dudosas exige un alto nivel científico, que constituye un desafío  para conseguir el aumento de la calidad científico-técnica en los profesionales que la apliquen.

Teniendo en cuenta que el suicidio despierta gran interés en nuestra población y que aún no se cuenta con ningún cuestionario (o instrumento o herramienta) de autopsia psicológica en Paraguay, se propone la realización de este trabajo, ya que trata un tema de gran impacto social, conlleva  también un importante gasto económico a la salud pública y genera una  preocupación social  máxima, por el hecho de ser una muerte violenta y por el efecto traumático que deja en las familias y en la sociedad

3.     MARCO METODOLÓGICO

3.1.   Muestra

Este artículo se basó específicamente en el análisis de dos cuestionarios, uno de origen chileno (cuestionario 1) elaborado especialmente para la aplicación en casos de suicidio; el otro, de origen español (cuestionario 2) también para la aplicación a casos de suicidio, que fueron seleccionados, porque a nuestro entender presentaban un guion de entrevista flexible, abarcante, claro y además la facilidad para el procesamiento de los datos.

3.2.   Tipo de estudio, enfoque

El tipo de estudio aplicado es el exploratorio, porque permite dar una visión general de tipo aproximativo sobre la autopsia psicológica para casos de suicidio, ya que es un tema poco conocido  en nuestro país y en especial en el ámbito de la justicia por los operadores de la misma (Hernández Sampieri, Roberto et al,  2010).

El enfoque cualitativo,  ya que se basa en el método de recolección de datos, pero sin medición numérica. Se elabora un instrumento para recolectar datos, los cuales se van registrando y se preparan para el análisis de los datos. Estos datos una vez analizados permitirán la elaboración del reporte de investigación (Hernández Sampieri, Roberto et al, 2010).

3.3.   Delimitación geográfica, Justificación de la delimitación

El artículo realiza un análisis exhaustivo de los dos documentos seleccionados, que proceden de España y Chile y revisa a la luz de los mismos la situación de Paraguay.

3.4. Técnicas de recolección de datos, Instrumentos

Dentro de este artículo la recolección de datos es de orden cualitativo, pues  su propósito no es medir variables para llevar a cabo inferencias y análisis estadístico, sino obtener información de sujetos, comunidades, contextos, variables o situaciones en profundidad (Hernández Sampieri et al, 2010).

Dentro de este marco se analizan dos instrumentos de autopsia psicológica aplicada a casos de suicidio. El primer instrumento es de origen español y el segundo de origen chileno. Este análisis de realiza por medio de una matriz de análisis de contenido de ambos instrumentos y al mismo tiempo la correspondencia con el objetivo general y los objetivos específicos del trabajo.

3.4.   Técnicas de procesamiento y análisis de datos

Cabe señalar que el cuestionario 1 es de corte cuantitativo, mientras que el cuestionario 2 es de corte cualitativo, haciendo uso además de otros instrumentos complementarios.

Dentro de los criterios manejados se tuvo en cuenta el análisis teórico y práctico de ambos cuestionarios y teniendo en cuenta la característica sociocultural de nuestra población, la flexibilidad del guion en sí, lo mismo que la practicidad tanto para la recolección de la información como así también atendiendo a los plazos para la elaboración del informe final.

4.     RESULTADOS

Del análisis hecho a los dos instrumentos, se desprenden consideraciones que hacen a las características de ambos de acuerdo a los siguientes puntos:

4.1.   PERFIL OCCISO

Dentro de este apartado, se presenta al análisis de los dos instrumentos en relación al perfil del occiso

4.1.1.    DATOS PERSONALES

En este apartado, podemos ver que, ambos instrumentos incorporan como dimensión el perfil del occiso o fallecido. Básicamente, ambos consideran dimensiones en común como: sexo, edad, nacionalidad, estado civil, ocupación, nivel educativo.

El primer instrumento en este apartado hace hincapié en otros aspectos que guardan relación a detalles de la vida personal del occiso vistos desde la perspectiva de la persona que actúa como informante, como por ejemplo: cómo se enteró del deceso, cómo era o se comportaba habitualmente, expresó alguna vez comunicaciones orales o escritas de intención suicida, etc.

El segundo instrumento es limita a los datos básicos de la persona del occiso, pero agregándole un ítems sobre las creencias religiosas del mismo.

4.1.2.    ANTECEDENTES ACADÉMICOS

Ambos instrumentos consideran este aspecto, aunque el primero lo hace de manera más detallada: Ultimo año cursado y o título obtenido, establecimientos en que estudió, cursos y años rendidos, rendimiento académico por etapa, hábitos de estudio, dificultades (repitencia, suspensiones, conflictos de pares, con la autoridad, académicos, morosidades, condicionalidad), beneficios (becas, promociones, incentivos).

El segundo instrumento lo hace de manera más general: sin instrucción, primaria acabada, primaria, secundaria, enseñanza media superior, universitaria.

4.1.3.    PERFIL DEL INFORMANTE

En ambos instrumentos se valora el perfil del informante, pero en el primero de manera más detallada: nombre, edad, sexo, domicilio, parentesco con el occiso, vivía con/sin el occiso, tiempo de conocimiento del occiso, tipo de vínculo del informante hacia el occiso, tipo de relación del occiso con el informante.

El segundo instrumento solamente plantea: identificación del entrevistador.

4.2.   ÁREAS DE CONFLICTO DEL OCCISO

4.2.1.    FAMILIA Y PAREJA

Ambos instrumentos toman en consideración este aspecto, pero en el primer instrumento, aparecen otras dimensiones  más puntuales: información sobre la vida de pareja, familia de origen (genograma), problemas pasados del fallecido, relaciones interpersonales.

El segundo instrumento plantea: antecedentes patológicos familiares, historia socio-familiar, pérdidas recientes, problemas con miembros familiares, antecedentes de violencia, problemas de pareja.

4.2.2.    VIVIENDA

En el primer instrumento se hace referencia breve respecto a este punto: domicilio a la fecha del deceso.

El segundo instrumento lo trata de manera más detallada: área de residencia, estado de la vivienda, con quién vivía, otros

4.2.3.    ECONOMÍA

Este aspecto lo tratan ambos instrumentos, aunque en el primero lo llama información financiera donde solicita de manera detallada información sobre: situación financiera de la víctima (pérdidas, éxitos, problemas recientes), solía revisar sus cuentas o pedir créditos o posibilidades de crédito para financiarse, nivel de deudas y/o morosidades al momento del deceso, acreedores, seguros contratados y beneficiarios, era el fallecido beneficiario (a) de algún testamento o seguro.

En el segundo instrumento trata de manera general: nivel adquisitivo, tenía deudas y ¿con quién? motivos. 

4.2.4.    SALUD

En el primer  instrumento los puntos de información son más detallados: historial médico, historial psiquiátrico, abuso de  alcohol y drogas, incluyendo además problemas de sueño, problemas físicos, dolores, apetito, deseo sexual, cambios en la rutina sexual, actividad auto-erótica.

En el segundo instrumento los ítems propuestos son: enfermedad mental tratamiento, alguna otra enfermedad mental, tratamiento, información reciente sobre alguna enfermedad grave, intento de suicidio, motivo, hábitos tóxicos, frecuencia, cantidad, dependencia, cuál, hospitalizaciones recientes, intervenciones quirúrgicas  múltiples en los últimos 6 meses.

4.2.5.    LABORAL

El primer instrumento plante de manera detallada como historial laboral, que comprende: estado ocupacional de la víctima y tiempo en tal condición, historial de empleos de la víctima y frecuencia en los cambios de trabajo, razones o decisiones para tales cambios, despidos, reasignaciones, promociones, ascensos o dificultades con colegas o jefes en el último tiempo y eventuales causas, percepción acerca de su satisfacción laboral, ausentismo laboral, incumplimientos, desempeño, accidentalidad.

El segundo instrumento hace un planteamiento más sintético: ha perdido el trabajo, ha tenido trabajo estable, le gustaba su trabajo. Además hace referencia a si la victima ha sufrido acoso (laboral o escolar), dónde, cuánto tiempo, se logró solucionar.

4.2.6.    JUDICIAL O POLICIAL

El primer instrumento habla de situación legal, donde la información se refiere a: acciones legales impulsadas por la víctima hacia  terceros, antecedentes legales o penales, acusaciones en contra; víctima y tipo de delito, situaciones de amenazas o apremio legal.

Cabe destacar que también el primer instrumento indaga la situación militar de la víctima: período y tiempo en servicio familiar, expuesto a combate u otras situaciones traumáticas, tipo de alta (o baja) del servicio, estímulo o premios recibidos, medidas disciplinarias.

En el segundo instrumento los puntos solicitados son más generales: conflictos judiciales, antecedentes penales y estancia en prisión.

5.      CARACTERÍSTICAS PSICOLÓGICAS DEL OCCISO

Ambos instrumentos abordan este aspecto, aunque en el primero se busca la visión de los informantes sobre la personalidad de la víctima previo al su fallecimiento, dentro de un tiempo de dos semanas antes del deceso: cómo se mostraba dos semanas antes del deceso, cambios recientes que se hayan notado en el estado de ánimo o síntomas de enfermedad orgánica o mental, cambios recientes de comportamiento, modo de reacción al estrés en el último tiempo y su comparación con reacciones habituales, descripción detallada del  fallecido cuando mentía o si lo hizo la última vez que lo vio con vida. Además se hace alusión a las relaciones interpersonales previas al fallecimiento: círculos de amigos, cercanía y frecuencia de los contactos, comportamientos atípicos, grupo de amigos del último tiempo, manera en que pasaba el tiempo libre, referencias de quien podría haber tenido el último contacto con el fallecido o lo vio antes del deceso, referencias de quienes podrían ahondar en lo anterior.

En el segundo instrumento los aspectos recogidos  son: tenía algún estudio previo de personalidad, quien lo realizó y el motivo, iba al psicólogo o al psiquiatra y el motivo, hubo cambio de reciente en el tratamiento, por cual; tenía un patrón de conducta y cuál era su rutina, intereses, a qué dedicaba su tiempo libre, cuáles eran los aspectos de la vida más importante para el occiso.

6.      INDICIOS SUICIDAS QUE PRESENTÓ EL OCCISO

En este punto ambos instrumentos lo tratan con mucho detalle, aunque en el primer instrumento se consideran aspectos más puntuales en relación al suceso: elementos circunstanciales al deceso, punto en el que se pide al informante información sobre: el lugar del fallecimiento, si el lugar era conocido por la víctima, fecha y contexto temporal de la muerte, detalles del descubrimiento del cuerpo, conocimiento de la forma o mecanismo del deceso, si hubo maniobras de búsqueda o rescate, percepción de la intervención de terceros o detalles obtenidos del sitio del suceso, nivel de familiarización del fallecido con armas u otros medios letales, relación posible entre método de fallecimiento y actividad de la víctima (armas y caza, ahogarse y pesca, natación,etc.).

Otro aspecto  investigado es la historia de intentos de suicidas: expresiones orales o escritas de intenciones suicidas a quien y como fueron, descripción de intentos suicidas previos, formas de resolución posterior, presencia de testigos, circunstancias y motivos de los intentos suicidas, elementos precipitantes, tipo de asistencia recibida.

El primer instrumento indaga además aspectos como las explicaciones de los entrevistados acerca del deceso: cuál fue su reacción frente al deceso, qué explicaciones se da para este hecho. Además se solicita información  vinculada a la intencionalidad suicida  (según los criterios de Rosenberg  et al 1988) y a la historia de intentos suicidas.

Otro aspecto que trata el primer instrumento es  la forma o método empleado por el fallecido para lograr su cometido: disparo, sobredosis, ahorcamiento o asfixia, saltar ahogarse, muerte vehicular.

De los dos instrumentos  analizados se tomaron los ítems más significativos tanto en relación a las características de la vida personal,  familiar, social y laboral  como así también los aspectos que hacen al acto suicida. En este punto hay que destacar que  la propuesta chilena presenta aspectos que resaltan las características y el modo en que el occiso llevó a cabo el acto en sí y el impacto que el acto produjo en los familiares o amigos que lo vieron o que recibieron la noticia.

Estas consideraciones fueron fundamentales al momento de la construcción  de la propuesta tanto desde el punto de vista  del contenido en relación al qué y al cómo de los planteamientos de cada ítems, lo que se puede ver en la propuesta que se encuentra dentro de las recomendaciones. 

CONCLUSIONES

Los resultados del análisis de la bibliografía sobre los diferentes modelos de autopsia psicológica aplicada a los casos de suicidio responden a los objetivos de la presente investigación, ya que permitió contrastar los aportes de cada modelo, los modos de planteamiento de cada ítems cuanto a contenido, el tipo de lenguaje utilizado y la estructura presentada de cara a la recolección de los datos.

Además se pudo constatar que los modelos en general son coincidentes en los apartados principales, lo cual permite establecer que se trata siempre, cualquiera sea el modelo de un estudio complejo, pero de gran utilidad ya que está siendo empleado en otros países y se ha demostrado que permite conocer a modo de hipótesis de trabajo y no de certeza, las causas o móviles de la muerte, en este caso, de un suicida.

Es importante además destacar que el primer instrumento de origen chileno, es más abarcante y detallado en el planteamiento de los ítems para la recolección de los datos, pues responde al modelo cualitativo, con la salvedad de que también propone la aplicación de instrumentos de medición para evaluar aspectos específicos del acto suicida como la escala de intencionalidad suicida, la escala de letalidad del deceso, escala de evaluación general de actividad relacional y escala de evaluación de actividad social y laboral. Toda la información recogida en la entrevista, más los resultados de los instrumentos aplicados, son tomados en cuenta para retratar psicológicamente al fallecido, con lo que se pasa  a estructurar el informe de autopsia psicológica.

El segundo instrumento de origen español, es más sintético aunque los contenidos son casi los mismos, pero responde a un modelo cuantitativo, donde el objetivo es poder evitar lo más posible la subjetividad,  de ahí que las preguntas  son cerradas a fin de que los datos se puedan interpretar de forma correcta por los diferentes investigadores del proceso.

Así con la información recogida por los participantes de la investigación, se procedería a la elaboración del informe de autopsia psicológica.

Teniendo en cuenta que las propuestas analizadas proceden de dos modelos diferentes uno cualitativo y otro cuantitativo, cabe señalar que ambas cuentan con aportes significativos y de gran alcance para el investigador, no obstante resalta el hecho de que ambas contemplan los mismos puntos orientadores para decesos indeterminados, equívocos o para la investigación de suicidios.

Atendiendo a lo antes dicho, en este trabajo se han tenido  en cuenta criterios de practicidad, claridad de lenguaje y de la aplicación de esquemas de entrevistas a una población que por cierto es indirecta al hecho y a un hecho con connotaciones socioculturales más bien negativas, donde entran a  tallar aspectos de sensibilidad y de susceptibilidad que hacen referencia a la intimidad, la vergüenza y el juicio social; elementos estos que  inciden en la predisposición positiva y abierta a la hora de entablar una entrevista que por sus características remueven recuerdos, vivencias, sentimientos de dolor, rabia y en muchos casos sentido de culpabilidad por no haber evitado la situación. Se hace pues necesario establecer una propuesta de entrevista que contemple los diversos aspectos del suicidio de cara a la autopsia psicológica, que tenga flexibilidad en el guion en sí y que favorezca y propicie la colaboración de las personas entrevistadas, lo mismo que la practicidad tanto para la recolección de la información y el procesamiento de los datos, atendiendo a los plazos para la elaboración del informe final.

Del análisis realizado a cada uno de los apartados y los ítems correspondientes a los instrumentos revisados, se ha construido una propuesta, entretejiendo los ítems que consideramos más significativos; aquellos que indicaban la existencia de una relación entre el factor y el suceso, presentado por ambos instrumentos de manera puntual y de otros que también fueron revisados, no solamente por el contenido de sus propuestas, sino principalmente atendiendo que se quiere conformar un instrumento que contenga más bien preguntas cerradas que hagan que el margen del sesgo se vea disminuido. También se han dado pequeños cambios a expresiones o giros en el lenguaje,  intentando de este modo una adecuación a las características del lenguaje de la población destinataria.

El cuestionario que se propone  consta básicamente de preguntas cerradas, pues lo que se busca es evitar lo más posible la subjetividad a fin de que los datos se puedan interpretar de forma correcta por los profesionales que participan en el proceso. Pero  hay que destacar que uno de los apartados contiene tres ítems de opinión del sujeto entrevistado en relación a su percepción del suceso, consideramos que este agregado complementará toda la información recogida y no incidirá en la objetividad  requerida.

La propuesta está conformada por 66 ítems, divididos en 7 apartados: datos del informante, datos personales del fallecido, áreas de conflicto, caracterización psicológica, señales emitidas hasta 6 meses antes, información complementaria, observaciones del entrevistador. Consideramos que abarca todas las áreas del sujeto fallecido, lo que permite una exploración completa.

Finalmente la presente investigación permitió sentar las bases para presentar  la propuesta de un nuevo modelo de autopsia psicológica para casos de suicidio, con la consecuente adaptación a la población paraguaya, con los ítems encontrados en los dos modelos que sirvieron de base para el análisis de este trabajo y que se considera puede ser de interés para llevarla a la práctica de casos concretos que permitan su validación y su uso en el ámbito forense nacional. 

RECOMENDACIONES

Este trabajo ha permitido demostrar la ausencia a nivel nacional de instrumentos que ayuden a encontrar los motivos o la explicación de una muerte dudosa como son los casos de suicidio. Dentro de este marco, el cuestionario que se pone a consideración permitirá la elaboración de protocolos más sistematizados y rigurosos, que respondan a las especificidades de nuestro país

PROPUESTA DE INTRUMENTO

AUTOPSIA PSICOLOGICA  PARA CASOS DE SUICIDIO

  1. DATOS DEL INFORMANTE
    • Nombre y apellidos: ________________
    • Edad: ________
    • Sexo:
      • Masculino
      • Femenino
    • Domicilio: _____________________
    • Nivel de parentesco con el fallecido: _______________________
    • ¿Vivía con el fallecido?
      • No
    • Tiempo durante el cual conoció al fallecido: ______________
  1. DATOS PERSONALES DEL FALLECIDO
    • Edad: ____
    • Sexo
      • Femenino
      • Masculino
    • .Nacionalidad: __________________
    • .Estado civil

2.4.1. Soltero

2.4.2. Casado

  • Concubino
  • Viudo
  • Divorciado
  • Separado
  • Otros (especificar): ______________

  2.5. Ocupación

      2.5.1. Profesional

      2.5.2. Trabajador dependiente

2.5.3. Trabajador informal

           2.5.4. Jubilado

           2.5.5. Desempleado

           2.5.6. Otros (especificar): __________________

2.6. Nivel de estudio:

            2.6.1. Universitario

            2.6.2. Secundario

            2.6.3. Secundario incompleto

            2.6.4. Primario

            2.6.5. Primario incompleto

            2.6.6. Sin estudio

            2.6.7. Otros (especificar): __________________

2.7. Creencias religiosas

      2.7.1. Católico

      2.7.2. Protestante

      2.7.3. Ateo

      2.7.4. Otros (especificar): __________________

 

 

  • AREAS DE CONFLICTO DEL FALLECIDO

 

  • Situación Familiar y de pareja
    • Antecedentes patológicos familiares
MADRE PADRE HERMANOS HIJOS PAREJA OTROS
TRASTORNO

PSIQUIÁTRICO

INTENTOS SUICIDIOS
HOMICIDIO
  • Pérdida reciente (menos de 1 año)
    • Madre
    • Padre
    • Hermanos 1-2-3
    • Hijos 1-2-3
    • Cónyuge
    • Pareja
    • Otros familiares (especificar): __________________
    • Otros (especificar): __________________
  • Tenía problemas con algún miembro de la familia o de violencia:
  1. Si
  2. No

                                   3.1.3.1. ¿Con quién? (especificar): __________________    

                                   3.1.3.2. Motivo (especificar): __________________

            3.1.4. Ruptura reciente de pareja:  

  1.                     Si
  2. No

                                   3.1.4.3.1 Motivo (especificar): __________________

            3.1.5. Problemas con la pareja

  1. Si
  2. No

                                   3.1.5.1. Motivo (especificar): __________________

3.2. Situación de Vivienda

   3.2.1. Área donde se encuentra la vivienda

  1. Urbana
  2. Suburbana
  3. Rural

    3.2.2. Estado de la vivienda

  1. Bueno
  2. Regular
  3.   Precaria

3.2.3. ¿Con quién vivía al momento del hecho?

  1. Solo
  2. Con los padres
  3. Con cónyuge e hijos
  4. Pareja
  5. Hijos menores a 12 años
  6. Cónyuges, hijos y padres
  7. Hijos mayores a 12 años
  8. Ancianos
  9. Otros (especificar): __________________

 3.3. Situación Financiera

    3.31. Nivel adquisitivo 

  1. Alto
  2. Medio
  3. Bajo

 3.4. ¿Tenía deudas?

  1. Si
  2. No
  3. ¿Con quién?

                        Cooperativa 

                        Banco

                        Financiera

                        Familiares

                        Otros (especificar): __________________

3.5. ¿Era beneficiario de algún testamento o seguro?

  1. Si
  2. No

3.6. Situación de Salud

   3.6.1. Tenía alguna enfermedad mental: 

  1. Si
  2. No

   3.6.2. ¿Cuál? _____________________________

   3.6.3. ¿Seguía tratamiento?

  1. Si
  2. No

   3.6.4. ¿Cuál? ____________________________

   3.6.5. ¿Tenía alguna otra enfermedad?

  1. Si
  2. No

   3.6.6. ¿Cuál? _____________________________

   3.6.7. ¿Seguía tratamiento?

  1. Si
  2. No

   3.6.8. ¿Cuál? _____________________________

   3.6.9. ¿Fue informado de una enfermedad grave recientemente?

  1. Si
  2. No

   3.6.10. ¿Cuál? ___________________________

   3.6.11. Intentos previos de suicidio

  1. Si
  2. No

   3.6.12. ¿Cuántos? ___________

   3.6.13. Describir circunstancias y motivos de los intentos: (cuándo, cómo,

                    Dónde y por qué)

            ­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­___________________________________________________________

            ___________________________________________________________

            ___________________________________________________________

            ___________________________________________________________

   3.6.14. Hábitos tóxicos:

  1. Alcohol
  2. Drogas legales
  3. Drogas ilegales
  4. Otros (especificar): ____________________________________

   3.6.15. Frecuencia de consumo de las mismas:  __________________                                 

   3.6.16. Cantidad de las mismas:______________________________

   3.4.17. ¿Tenía dependencia?  

  1. Si
  2. No

   3.6.18. ¿Cuál? ____________________________________________

   3.6.19. Hospitalizaciones recientes

  1. Si
  2. No

3.4.20. Motivo de las hospitalizaciones recientes: ________________________

__________________________________________________________

 3.4.21. En los últimos 6 meses, ¿Tuvo intervenciones quirúrgicas múltiples?

  1. No

 3.4.22. Motivo de las intervenciones quirúrgicas: ______________________________

________________________________________________________________

3.7. Situación Laboral

3.7.1. ¿Ha perdido el trabajo?   

  1. No

3.7.2. Motivo de la pérdida del trabajo: ______________________________________

________________________________________________________________

3.7.3. ¿Ha tenido trabajo estable?   

  1. No

3.7.4. ¿Le gustaba su trabajo? 

  1. No

3.7.5. ¿Ha sufrido algún tipo de acoso? 

  1. No

3.7.6. ¿Dónde ha sufrido el acoso? 

  1. En el trabajo
  2. En la escuela
  3. En el hogar
  4. Otros (especificar) ________________________________________

3.7.7. ¿Por cuánto tiempo ha sufrido el acoso? ________________________________

3.7.8. ¿Fue solucionado? 

  1. No

3.8. Situación judicial y policial

3.8.1. ¿Qué tipo de conflictos judiciales ha tenido el occiso?

Detenido
Esperando juicio
Acusado
Víctima
Testigo
Recluso

3.8.2. ¿Qué tipos de antecedentes penales ha tenido el occiso?

Lesiones
Amenazas
Riña
Hurto
Daño a la propiedad
Escándalo público
Intento de abuso sexual
Abuso sexual
Trafico de drogas
Tenencia de drogas
Tenencia ilegal de armas
Delitos contra la economía
Homicidio
Intento de asesinato
Asesinato

3.8.3. Otros antecedentes penales tenidos por el occiso (especificar): _______________

________________________________________________________________

3.8.4. ¿Estuvo alguna vez en prisión el occiso?   

  1. No

3.8.5. ¿Por cuánto tiempo estuvo en prisión el occiso?

  1. Menos de 1 año
  2. De 1 años a 5 años
  3. De 6 años a 10 años
  4. Más de 10 años
  1. CARACTERIZACIÓN PSICOLÓGICA

4.1. ¿El occiso tenía algún estudio previo de personalidad?

  1. No

4.2. ¿Quién lo realizó?

Un psicólogo
Un psiquiatra

   4.3. Favor indicar el motivo del estudio de la personalidad: ______________________

_________________________________________________________________

4.4. ¿A qué tipo de profesional acudía el occiso?     

  1. Psicólogo
  2. Psiquiatra

4.5. Motivo del tratamiento: _______________________________________________

4.6. Patrón de conducta

4.6.1. ¿Tenía rutinas? 1. Sí                2. No

4.6.2. ¿Cuáles eran? _______________________________________________

__________________________________________________________

4.6.3. ¿A qué se dedicaba en su tiempo libre el occiso?

Fiesta
Video juegos
Facebook
Música
Deportes
Cine
Viajes
Lectura

4.6.4. Otros (especificar): __________________________________________

_________________________________________________________

4.6.5. ¿A qué aspectos de la vida, el occiso daba mayor importancia?

Laborales
Familiares
Bienes materiales
Religiosos
Políticos
Deportivos
Recreativos
Culturales

  4.6.6. Otros (especificar): ___________________________________________

         ___________________________________________________________

 

  1. SEÑALES EMITIDAS POR EL OCCISO, HASTA 6 MESES ANTES DE SU DECESO
Señales emitidas No
Verbalizaciones suicidas
Comentarios pesimistas
Abatimiento
Irritabilidad no habitual
Cambio conductual
Aislamiento de familia y amigos
Sentimientos de incapacidad, inutilidad o incompetencia
Auto abandono o descuido de sí mismo 
Cambio en la rutina
Cambios en la alimentación (pérdida o aumento significativo de peso)
Cambios del hábito del sueño (sueño excesivo o incapacidad para dormir)
Desinterés sexual
Pérdida de interés o placer en las actividades usuales
Pérdida de energía o fatiga
Abandono de indicaciones médicas 
Respecto a la enfermedad
Pensaba que tenía alguna enfermedad
Fingía una enfermedad
Visitaba o llamaba al médico o psiquiatra sin motivo aparente
Aumento o comienzo de consumo de sustancias tóxicas
Interés por la creación del testamento o por temas funerarios
Regalos no habituales a amigos o parientes
Abandono de posesiones materiales de elevado
Intentos de suicidio, automutilaciones o accidentes provocados
Obsesión por la muerte (mensajes por redes sociales, músicas tristes, películas)  
Expresiones admirativas de otros suicidas  
Fantasías de encuentros en la eternidad con personas representativas fallecidas
Planeación de cometer un suicidio 
Acceso a medios letales
  1. INFORMACION COMPLEMENTARIA:

 

  • ¿Cómo reaccionó personalmente, ante la muerte del o de la fallecida?

_______________________________________________________________________

_______________________________________________________________________

_______________________________________________________________________

  • ¿Qué explicaciones tiene, sobre la manera como se dió este hecho?

_____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

  • Algún hecho o asunto importante que quisiera agregar?

_____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

  1. OBSERVACIONES DEL ENTREVISTADOR

 

REFERENCIAS

Bastías Escobar, O. D. (2007). Protocolo de pesqusa pre-suicida.

Burgos Mata, A. (2006). La autopsia psicológica. Revistas de ciencias jurídicas., 69-87.

Dorio Lourido, B. (2013). Valoracion de la autopsia psicológica protocolo de actuación. Valoracion de la autopsia psicológica protocolo de actuación. Coruña, Coruña, España: Universidad da Coruña.

García Perez, T. (1998). La autopsia psicológica en el suicidio. Medicina Legal de Costa Rica, 21-22.

Licitra, L. y. (2000). La autopsia psicológica.técnica de trabajo pericial forense. Revista del Departamento del Poder Judicial de lla Provincia de Córdoba, 25-29.

López Fernández Delgado, D. (2015). Propuesta de un modelo de autopsia psicológica para casos de suicidio. Boletín Galeno de Medicina Legal e Forense, 9-20.

Rodríguez, A. (26 de Octubre de 2012). psicologiajuridica.or/archives. Obtenido de psicologiajuridica.or/archives.

Terroba Garza, G. S. (1983). La autopsia psicológica como método para el estudio del suicidio. Saud Pública- Mexico, 1.

Torres Vicent, R. I. (2007). Autopsia psicologica. Evaluación crítica y su aplicabilidad en el ámbito forense. Anuario de Psicologia Jurídica, 115.

Villalobos Galvis, F. H. (2009). Ideación suicida en jóvenes: formulación y validadción del modelo integrado explicativo en estudiantes de educación secundaria y superior. Granada: Universidad de Granada.

APÉNDICES

Matriz metodológica

PREGUNTA GENERAL ¿Cuáles son las características de los instrumentos de autopsia psicológica para casos de suicidio con miras a definir un modelo aplicable a la población paraguaya?
OBJETIVO GENERAL Analizar los instrumentos de autopsia psicológica para casos de suicidio con miras a definir un modelo aplicable a la población paraguaya.
PROBLEMAS ESPECÍFICOS OBJETIVOS ESPECÍFICOS DIMENSIÓN VARIABLES INDICADORES
¿Cuál es el perfil del occiso? Determinar el perfil del occiso PERFIL Sexo Masculino/femenino
Edad
Nacionalidad
Estado civil
Ocupación
Nivel educativo
Creencias religiosas

Otros

¿Cuáles son las áreas de conflicto presentadas por el occiso a partir de la percepción de sus allegados? Determinar las áreas de conflicto presentadas por el occiso a partir de la percepción de sus allegados ÁREAS DE CONFLICTO Familia y pareja Antecedentes patológicos familiares

Historia socio-familiar

Pérdidas recientes

Problemas con miembros familiares

Antecedentes de violencia

Problemas de pareja

Vivienda Área de residencia

Estado de la vivienda

Con quién vivía

Otros

Económico Nivel adquisitivo

Deudas

 

Salud Antecedente de enfermedad mental

Otro tipo de enfermedad

Intentos previos de suicidio

Adicciones

Hospitalizaciones recientes

Intervenciones quirúrgicas

 

Laboral Trabajo

Pérdida de trabajo

Acoso laboral

Otros aspectos

Judicial o policial Conflictos judiciales

Antecedentes penales

Prisión

Otros aspectos

¿Cuáles eran las características psicológicas del occiso a partir de la percepción de sus allegados? Identificar las características psicológicas del occiso a partir de la percepción de sus allegados. CARACTERIZACIÓN PSICOLÓGICA Aspectos de la personalidad Introvertido

Extrovertido

Otros aspectos

Terapia

Rutina

Intereses

¿Cuáles han sido los indicios suicidas que presentó el occiso a partir de la percepción de las personas allegadas? Explorar los indicios suicidas que presentó el occiso a partir de la percepción de las personas allegadas INDICIOS SUICIDAS Indicios suicidas Verbalizaciones suicidas

Comentarios pesimistas

Abatimiento

Irritabilidad no habitual

Cambio de conducta

Aislamiento

Sentimientos de incapacidad

Descuido de sí mismo

Cambios es la rutina

Cambios en la alimentación

Cambios en hábito del sueño

Desinterés sexual

Pérdida de interés en actividades habituales

Pérdida de energía

Abandono de indicaciones médicas

Llamada o visita a médicos o psiquiatras

Aumento o comienzo de la adicción

Interés por temas funerarios

Regalos no habituales

Abandono de posesiones familiares

Intentos de suicidios

Automutilaciones

Obsesión por la muerte

Acceso a medios letales

 

 

Matriz de análisis

Objetivos específicos Dimensiones Variables Instrumento 1

Chileno

Instrumento 2

Español

OBSERVACIONES
Determinar el perfil del occiso PERFILOCCISO

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sexo

Edad

Nacionalidad

Estado civil

Ocupación

Nivel educativo

Creencias religiosas

Otros

 

 

Perfil del occiso

 

 

Perfil del occiso

Ambos instrumentos incorporan como dimensión el perfil del occiso o fallecido. Básicamente, ambos consideran las mismas dimensiones:

Sexo

Edad

Nacionalidad

Estado civil

Ocupación

Nivel educativo

Creencias religiosas

Otros, aunque el instrumento  

 

ANTECEDENTES ACADEMICOS

 

Ultimo año cursado y o título obtenido

Establecimientos en que estudió

Cursos y años rendidos

Rendimiento académico por etapa

Hábitos de estudio

Dificultades

Beneficios

 

 

Antecedentes académico

 

 

Nivel educativo

 

Ambos instrumentos consideran los antecedentes académicos, aunque el primero lo hace de manera más detallada:

Ultimo año cursado y o título obtenido

Establecimientos en que estudió

Cursos y años rendidos

Rendimiento académico por etapa

Hábitos de estudio

Dificultades

Beneficios

El segundo instrumento lo hace de manera masgeneral: sin instrucción, primaria acabada, primaria, secundaria, enseñanza media superior, universitaria.

 

PERFIL DEL INFORMANTE

 

 

Nombre

Edad

Sexo

Domicilio

Parentesco con el occiso

Vivía con/sin el occiso

Tiempo de conocimiento del occiso

Tipo de vínculo del informante hacia el occiso

Tipo de relación del occiso con el informante

 

 

 

 

Perfil del informante

 

Identificación del entrevistador

 

En ambos instrumentos se valora el perfil del informante, pero en el primero de manera más detallada: Nombre

Edad

Sexo

Domicilio

Parentesco con el occiso

Vivía con/sin el occiso

Tiempo de conocimiento del occiso

Tipo de vínculo del informante hacia el occiso

Tipo de relación del occiso con el informante.

El segundo instrumento solamente plantea: identificación del entrevistador.

Objetivos específicos Dimensiones Variables Instrumento 1

(chileno)

Instrumento 2

(español)

OBSERVACIONES
Determinar las áreas de conflicto del del occiso ÁREAS DE CONFLICTO Familia y pareja

Antecedentes patológicos familiares

Historia socio-familiar

Pérdidas recientes

Problemas con miembros familiares

Antecedentes de violencia

Problemas de pareja

 

 

Sintomatologías

 

Información sobre la vida de pareja

 

Familia de origen

Problemas pasados del fallecido

 

Relaciones interpersonales

 

Familia y pareja

Antecedentes patológicos familiares

Historia socio-familiar

Pérdidas recientes

Problemas con miembros familiares

Antecedentes de violencia

Problemas de pareja

 

En este aspecto, ambos instrumentos toman en consideración este aspecto, pero en el primer instrumento, aparecen otras dimensiones  más puntuales: Sintomatologías

Información sobre la vida de pareja

Familia de origen

Problemas pasados del fallecido

Relaciones interpersonales.

El segundo instrumento plantea:

Antecedentes patológicos familiares

Historia socio-familiar

Pérdidas recientes

Problemas con miembros familiares

Antecedentes de violencia

Problemas de pareja

Vivienda

Área de residencia

Estado de la vivienda

Con quién vivía

Otros

Vivienda

Área de residencia

Estado de la vivienda

Con quién vivía

Otros

En este punto el segundo instrumento lo trata de manera más detallada: Área de residencia

Estado de la vivienda

Con quién vivía

Otros

En el primer instrumento solamente hace una breve referencia de manera pasajera: domicilio a la fecha del deceso.

Económico

Nivel adquisitivo

Deudas

 

Información financiera del fallecido Económico

Nivel adquisitivo

Deudas

Este aspecto lo tratan ambos instrumentos. En el primer instrumento trata de información financiera del fallecido.

En el segundo instrumento trata del nivel adquisitivo y  nivel de deudas y/o morosidad al momento del deceso, seguros contratados y beneficiarios. Acreedores

 

Salud:

Antecedente de enfermedad mental

Otro tipo de enfermedad

Intentos previos de suicidio

Adicciones

Hospitalizaciones recientes

Intervenciones quirúrgicas

 

 

Sintomatología del fallecido

 

Historial médico del fallecido

 

Historial psiquiátrico del fallecido

 

Abuso de alcohol y drogas

Salud:

Antecedente de enfermedad mental

Otro tipo de enfermedad

Intentos previos de suicidio

Adicciones

Hospitalizaciones recientes

Intervenciones quirúrgicas

 

 

En este aspecto ambos instrumentos lo tratan de manera detallada, aunque el segundo instrumento incluye los signos específicos como: problemas de sueño, problemas físicos, dolores, apetito, deseo sexual, cambios en la rutina sexual, actividad auto-erótica.

Laboral:

Trabajo

Pérdida de trabajo

Acoso laboral

Otros aspectos

 

 

Historia laboral del fallecido

Laboral:

Trabajo

Pérdida de trabajo

Acoso laboral

Otros aspectos

 

Ambos instrumentos tratan este aspecto con cierto detalle, pero en el segundo instrumento se indagan aspectos más puntuales como percepción acerca de su satisfacción laboral, ausentismos, incumplimientos, desempeño. Accidentalidad. Detalles que no se encuentran en el primer instrumento.
Judicial o policial:

Conflictos judiciales

Antecedentes penales

Prisión

Otros aspectos

 

Situación legal del fallecido

 

Judicial o policial:

Conflictos judiciales

Antecedentes penales

Prisión

Otros aspectos

Ambos instrumentos lo tratan de manera cuidadosa
Objetivos específicos Dimensiones Variables Instrumento 1

(chileno)

Instrumento 2

(español)

OBSERVACIONES
Establecer las características psicológicas del occiso. CARACTERIZACIÓN PSICOLÓGICA Aspectos de la personalidad

 

 

 

 

 

 

Personalidad y estilo de vida, previo al fallecimiento

 

 

Visión de las características de personalidad del fallecido

 

 

 

 

 

Personalidad y estilo de vida, previo al fallecimiento

Estudios previos de personalidad

Tratamiento psicológico

Tratamiento psiquiátrico

Terapia

Rutina

Intereses

Aspectos de mayor importancia para el occiso

 

Ambos instrumentos abordan este aspecto, aunque en el primero se busca la visión de los informantes sobre la personalidad del occiso. Además se hace alusión a las relaciones interpersonales: círculos de amigos, cercanía y frecuencia de los contactos, comportamientos atípicos, grupo de amigos del último tiempo, manera en que pasaba el tiempo libre, referencia de quien podría haber tenido el último contacto con el fallecido.

Objetivos específicos Dimensiones Variables Instrumento 1

(chileno)

Instrumento 2

(español)

OBSERVACIONES
Identificar los indicios suicidas que presentó el occiso. INDICIOS SUICIDAS Indicios suicidas

 

 

Elementos circunstanciales al deceso

 

Historia de intentos suicidas

 

Explicaciones de los entrevistados acerca del deceso

 

Información vinculada a la intencionalidad

Historias de intentos de suicidio

 

 

Información vinculada a la intencionalidad suicida

 

Escala de intencionalidad suicida

 

Escala de letalidad

 

 

Instrumentos indirectos de diagnóstico

Verbalizaciones suicidas

Comentarios pesimistas

Abatimiento

Irritabilidad no habitual

Cambio de conducta

Aislamiento

Sentimientos de incapacidad

Descuido de sí mismo

Cambios es la rutina

Cambios en la alimentación

Cambios en hábito del sueño

Desinterés sexual

Pérdida de interés en actividades habituales

Pérdida de energía

Abandono de indicaciones médicas

Llamada o visita a médicos o psiquiatras

Aumento o comienzo de la adicción

Interés por temas funerarios

Regalos nohabituales

Abandono de posesiones familiares

Intentos de suicidios

Automutilaciones

Obsesión por la muerte

Acceso a medios letales

En ambos instrumentos se trata este punto con mucho detalle, aunque  en el primer instrumento se consideran aspectos como la intencionalidad suicida, la letalidad, medidos por instrumentos complementarios a la entrevista, aplicados a los informantes.

Otro aspecto que trata el primer instrumento es  la forma o método empleado por el fallecido para lograr su cometido: disparo, sobredosis, ahorcamiento o asfixia, saltar ahogarse, muerte vheicular.

 

13 Comments

  • Carolina dice:

    Muy interesante la ponencia y muy interesante la temática.

  • Alma Delia Soto Acosta dice:

    Es una descripción muy clara y concreta de como se utiliza la autopsia psicológica en determinados estudios cualitativos, sería muy interesante llevarla a cabo con algún estudio de caso.

  • Víctor Manuel Arias Montuya dice:

    Siempre he tenido gran interés por el tema desde que comenzaron a hacerse publicaciones al respecto. Muy interesante la ponencia, haciendo la aclaratoria que es un estudio exploratorio, de campo, y que aunque haya generalidades de uso internacional también habrá particularidades en la idiosincracia en cada latitud del planeta. Felicitaciones por su aporte !!!!

  • Víctor Manuel Arias Montoya dice:

    Siempre he tenido gran interés por el tema desde que comenzaron a hacerse publicaciones al respecto. Muy interesante la ponencia, haciendo la aclaratoria que es un estudio exploratorio, de campo, y que aunque haya generalidades de uso internacional también habrá particularidades en la idiosincracia en cada latitud del planeta. Felicitaciones por su aporte !!!!

  • Gonzalo Gomez dice:

    Felicitaciones, pertinente el caso y mas importante el cuestionario.

  • Jaime Alberto Echeverri Vera dice:

    Excelente ponencia Dra. Fátima. Maravillosa!!
    Felicitaciones!!

  • Dr. Carlos Ruiz dice:

    Extraordinario trabajo,,, Gracias por compartir…

  • Gloria Lucía García Alvarez dice:

    Meritorio trabajo de protocolizar una manera de sistematizar la información forense en los casos de las muertes dudosas clasificadas como suicidios. Esa recolección de información que permite perfilar los rasgos particulares de algunos casos permitirán a largo plazo identificar factores comunes y variables relevantes para encontrar rutas hacia la prevención de esas muertes que resultan tan dolorosas e inesperadas. Muchas gracias…

  • Cleta Antonia Torres Pérez dice:

    No me queda más que agradecer por esta ponencia. Es un tema sumamente apasionante que se suma a muchos otros dentro del ámbito forense.

  • BELISARIO VALBUENA dice:

    En colombia es una metodologia de uso frecuente para determinar modo de muerte dudosa (homicidio-suicidio). Buen articulo, mil gracias.

  • María Gregoria Ramos García dice:

    Abordaje muy interesante Gracias por su ponencia

  • ANGELA CRISTINA TAPIAS SALDAÑA dice:

    Apreciada Lic. Fátima:

    Resulta valioso identificar que hay varios formatos para recoger información de autopsia e incluso proponer nuevos formatos. Gracias!
    Angela T

  • silvana dice:

    Muy valioso este trabajo en relación a una temática compleja y poco desarrollada en nuestro país. gracias por compartirlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *