EL PERITO - PSICÓLOGO EN COLOMBIA

MILENA RODRIGUEZ NAVARRO

HERNAN ESMERAL QUINTERO


Antes de abordar el propósito de nuestra disertación, es necesario plasmar algunas definiciones generales, es el caso del perito en el sistema judicial. Tomando las bases teóricas del diccionario de la Lengua Española Espasa, se puede considerar al Perito como aquella persona que poseyendo especiales conocimientos teóricos o prácticos informa bajo juramento al juzgador sobre los litigios que se relacionan con su especial saber o experiencia.

Pero esa intervención, sobre su conocimiento o empíria, no puede llegar a confundirse con la que puede ejecutar un testigo de cargo o descargo como sea el caso, los cuales pueden estar cargados de emociones y paradigmas, ya que el experto aporta conceptos imparciales y objetivos sobre los comportamientos, circunstancias, objetos, etc, que se ponen a su consideración.

La función del perito psicólogo en Colombia, no escapa de las consideraciones antes anotadas, es así que Guillermo Collins en el Código de Procedimiento Penal[1] define el peritaje como un “acto procedimental en el que el Técnico o Especialista en un arte o ciencia, previo examen de una persona, conducta, hecho o cosa, emite un dictamen que contiene su parecer o razón técnica sobre la materia que se le ha pedido su intervención”. a partir de esta definición se puede entonces afirmar que un perito es un técnico o especialista en un arte o ciencia.

Para la Psicología Jurídica, especialidad que se dedica al estudio, evaluación y asesoría de conductas de personas relacionadas con ambientes judiciales[2], evaluar es lo que caracteriza a la función forense, una de las funciones de la especialidad. Y es precisamente el peritaje una de las principales actividades. Afirma la Psicóloga Master en Peritaje de la Universidad de Granada y Directora de la Especialidad de psicología jurídica de la Universidad Santo Tomás, el peritaje “Es un procedimiento que consiste en realizar evaluación psicológica de las partes en conflicto para que se tomen decisiones de tipo judicial, sea en el campo del derecho civil, de familia, penal, laboral. (Tapias, 2001)[3]

Por su parte, siguiendo a Consuelo Hoyos, autora del Manual de Psicología Jurídica define al Peritaje de la siguiente manera: “…el trabajo que realiza el Psicólogo Jurídico se llama pericial y tiene como finalidad dictaminar acerca de la salud mental de la persona que le es remitida, cuando se encuentra involucrada en un proceso Jurídico, de índole civil, comercial, penal, laboral”[4]

Coligiendo de lo anterior, el elemento materia de prueba de un psicólogo es el comportamiento humano, el proceso evaluativo que hace el profesional es el Peritaje y el dictamen es el informe psicológico en donde se encontrará la opinión y conclusiones a las que se llegó luego del estudio, se conoce también como peritazgo o experticio. En otras palabras, se estará frente a un peritaje judicial, cuando el estudio psicológico haya sido ordenado por un Funcionario Judicial, o sea un Fiscal o un Juez.

¿En Colombia como es considerada la pericia dentro del ámbito jurídico penal?

Constitucionalmente los colombianos tienen derecho al acceso a la justicia y a que sus procesos se encuentren dentro de los preceptos consagrados en el artículo 29 superior, desarrollados por la leyes penales procedimentales vigentes a la fecha, dado el momento coyuntural de gradualidad en la implementación del sistema acusatorio (Ley 600 de 2000 y Ley 906 de 2004).

Frente a la disposiciones que soportan el sistema mixto (Ley 600/2000), el peritaje esta acogido como un medio de prueba en el artículo 233, en la etapa instructiva del proceso penal, pero en forma especial esta Ley menciona en cuanto a la procedencia que “cuando se requiera la práctica de pruebas técnico-científicas, el Funcionario Judicial decretará la prueba pericial y designará peritos oficiales quienes no necesitaran nuevo juramento ni posesión.” Igualmente, deja la posibilidad de que en caso de que se requiera el operador de justicia puede acudir a peritos particulares, haciendo un nombramiento y posesión especial, bajo la gravedad del juramento.

Pero es importante precisamente para lo que compete a la Psicología, que el legislador fue consciente en ese momento, que la labor pericial se circunscribe al análisis del elemento material de prueba (comportamiento humano), dentro del contexto de cada caso, para el Psicólogo es la base de su trabajo como experto, es una realidad conectada a la cognición del sujeto pasivo de la evaluación, desprendiéndose de esta labor informe que para la disposición en comento, ha recibido de la denominación de Dictamen, el cual debe ser claro, preciso y debe explicar los exámenes, experimentos, investigaciones y fundamentos técnico-científicos en los que se apoyó, con la prohibición absoluta de emitir juicios de responsabilidad penal, garante de la imparcialidad y objetividad reinante en su labor y concepto emitido. Este informe, es recibido por el Fiscal con las respectivas posibilidades de ser objetadas por las partes, incorporado al expediente y posteriormente acorde a la decisión que tome en la Calificación de Méritos Sumariales, puede llegar ante el Juez quien tiene la posibilidad de ratificar al experto o asumir como probado lo allí manifestado.

En el Sistema Penal Acusatorio, la ley 906 de 2004, la actividad pericial inicia desde la oficiosidad de la Policía Judicial quien por su naturaleza y procura resguardar y analizar los elementos materiales de prueba puede remitir previo al envío a recinto destinado por la Fiscalía para el almacenamiento a los laboratorios, para Investigadores expertos, reconocidos también como peritos por el artículo 406 de la Ley 906/2004, analice el elemento frente a los principios técnicos y científicos aplicados dentro de su pericia, así como los resultados de ello, como soporte básico del Fiscal en construcción de su teoría del caso.

Igualmente, como consecuencia del análisis realizado en la etapa de indagación o como requerimiento ante la procedencia de una valoración en el Juicio Oral, el Juez de conocimiento recibirá en el estrado a los peritos llamados por las partes, a dar cuenta de los elementos puestos a su disposición frente, acorde a su experiencia y saber.

Para el Psicólogo Jurídico, en un Sistema u otro, los requerimientos profesionales son iguales a los de cualquier Perito, así como el manejo de instrumental que apoya a sus conceptos, ya que en cada especialidad la disimilitud de se fundamenta en la propio conocimiento científico. Técnico, artístico o especializado y el sujeto pasivo del análisis.

¿Quienes son peritos en el Sistema Judicial, en materia penal?

Tanto el sistema Mixto como el Acusatorio, pueden ser peritos todo servidor público que ostente el título legalmente reconocido en la respectiva ciencia, técnica o arte, o personas de reconocido entendimiento de la respectiva ciencia, técnica, oficio o afición aunque carezca de ello. Así mismo, los particulares que tengan una de las características antes anotadas, para lo cual es nombrado en forma especial y posesionado para tal fin, en lo que al Ley 600/2000 compete. Para el Sistema Acusatorio el segundo caso solo es dado en caso de que exista falta absoluta de la pericia en los Órganos Técnico Científicos del Estado, los cuales según la Ley 906 de 2004, en su artículo 204 enuncia: “Órgano técnico científico. El instituto de Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, de conformidad con la Ley y lo establecido en el estatuto orgánico de la Fiscalía General de Nación, prestará auxilio y apoyo técnico científico en las investigaciones desarrolladas por la Fiscalía General de la Nación y los Organismos con funciones de policía Judicial. Igualmente, lo hará con el imputado o su defensor cuando estos lo soliciten”.

Así mismo, dentro de la práctica de prueba en el juicio oral, la Ley expresa que en materia de prueba pericial prestan servicio de perito los expertos de la policía judicial, del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, entidades públicas o privadas, y particulares especializados en materia de que se trate, bajo la gravedad del juramento.

Por lo anterior, en materia de Psicología pueden cumplir funciones de perito dentro de cualquier proceso penal, todos los Psicólogos, que ostenten cargos con funciones de Policía Judicial y que hayan sido designados mediante orden trabajo para tal fin, así como los peritos y profesionales en Psicología adscrito a cualquier órgano técnico científico. Entendiéndose la Policía Judicial, como esa función constitucional otorgada a ciertas Instituciones como apoyo investigativo y técnico científico a las autoridades judiciales (Fiscales y Jueces).

También es importante mencionar que para tener la opción de experticia, los Funcionarios Judiciales cuentan para soportar sus decisiones con un equipo interdisciplinario de profesionales y técnicos. Del Estado que poseen las Funciones de Policía Judicial. En lo que corresponde al Cuerpo Técnico de Investigación se encuentran Profesionales en Administración de Empresas, Antropología, Arquitectura, Comunicación Social, Contaduraría Pública, Física-Balistica, Medicina, Odontología, Química Farmaceuta, Trabajo Social, Electrónica e Informática, con niveles de especialización. En área técnica se cuenta con expertos en Identificación de Automotores, Balistico, Lofoscopia, Fotografía, Morfología, Topografía, Planimetría, Explosivos, Documentología y Grafología.

¿Qué actividades puede desarrollar un Psicólogo ?

Puede este profesional investigar, asesorar, evaluar, predecir e intervenir en conductas de personas involucradas en las investigaciones de conductas punibles de Violencia intrafamiliar, Inasistencia alimentaria, Delitos Sexuales, Homicidios entre otras. En la función específica de Evaluar, un perito del área de la Psicología está en capacidad de desarrollar evaluaciones sobre estado mental, estado psicológico, niveles de veracidad y mendacidad de los testimonios, evaluaciones de condiciones de vida Psicosociales, necropsias Psicológicas y demás estudios que las autoridades requieran para cualquiera de los sujetos procesales; para ello, estos Profesionales cuentan con herramientas como la entrevista Psicológica, la Observación, examen mental, Evaluación Psicológica, Protocolos y exámenes Psicométricos (Pruebas Psicológicas), todas estas reconocidas internacionalmente, en especial por el Colegio Oficial de Psicología (COP) de España. Esto fuera de la labor interdisciplinaria que se puede adelantar con otras ciencias y/o disciplinas, ejemplo de ello es el proceso de perfilación criminal y análisis de las escenas de los hechos, que resulta de la interacción de la Medicina, la Psicología, Antropología y demás áreas criminalísticas.

¿Psicólogo Forense o Psicólogo Jurídico?

Según el C.O.P. (Colegio Oficial de Psicólogos de España) y por lo expuesto por los profesionales asociados en la Asociación Colombiana de Psicólogos Jurídicos y Forenses (ACPJF), la Psicología Jurídica es la especialidad que se dedica a asesorar, evaluar, intervenir en conductas involucradas en situaciones jurídicas, sean civiles, laborales, familiares, del menor o penales. Desde esta perspectiva, la Psicología Forense es una subárea de la Psicología Jurídica que implica específicamente evaluar conductas con fines probatorios y que se realiza según orden del Funcionario Judicial.

En cuanto a los psicólogos forenses específicamente, en Colombia no existe el primer psicólogo forense titulado formalmente por Universidad Colombiana por que los programas apenas están naciendo, precisamente en Barranquilla la Universidad del Norte adelanta su primera promoción para psicólogos especialistas en esta área, programa que adelantó en un I Semestre la autora de este artículo y que aplazó su culminación para adelantar un Programa de Master en Psicología de la misma Universidad.

Es importante anotar que desde el año 2004 el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses en conjunto con la Fiscalía General de la Nación, viene adelantando actividades para regular y estandarizar los procedimientos técnicos científicos desarrollados por los Investigadores y peritos, muestra de ello es que mediante Resolución 0694 de febrero 18 de 2005, se expidió un número considerable de protocolos del área criminalística.

¿Cómo es la intervención del Psicólogo en los Delitos Sexuales específicamente?

De todos los estudios que puede aportar un psicólogo a las Investigaciones Penales, es quizás el Delito Sexual el que mas dificultades involucra sobretodo en los tipos penales de tipo abusivo (acto sexual y acceso sexual abusivo con menor de 14) por cuanto las pruebas de este tipo penal son principalmente de tipo testimonial.

La especialista en Abuso Sexual Infantil de la Organización Internacional Save the Children España, Dra. Pepa Horno quien realizó recientemente una capacitación para funcionarios estatales de esta ciudad, textualmente dijo en su conferencia Menores Víctimas de

Abuso Sexual en el Procedimiento Judicial:”Con respecto al Abuso Sexual Infantil hay falsas creencias en el sistema judicial como por ejemplo que los niños mienten, o que son fantasiosos o influenciables…las investigaciones demuestran que lo son tanto como los adultos.

Esta organización después de un importante estudio poblacional realizado en España, detectó que de los 3800 casos que ingresan anualmente a su sistema penal, solo 300 pasan a etapa de juzgamiento, concluye el estudio que una gran falla radica en la investigación de los Delitos Sexuales contra menores iniciándose desde el mismo momento de la toma de denuncia, haciendo muy difícil la posterior validación de los testimonios infantiles; igualmente entorpece la investigación la falta de formación de los profesionales tales como:

Elevada incidencia y consideración inadecuada de las retractaciones del menor
Malos procedimientos de validación de testimonios
Desconocimiento de la psicología como ciencia
Desconocimiento de las necesidades del menor
Desconocimiento de la psicología de un abusador sexual

Tanto para España como para Colombia y otros países que cuentan con un estado social de Derecho, El Testimonio es uno de los medios probatorios, y si no existen más indicios, es tan válido como cualquier otro para que el juez lo valore y tome una decisión. Es importante anotar que en este tema en particular, el estudio que un psicólogo puede realizar para evaluar el nivel de confiabilidad de un testimonio, tiene su fundamento jurídico en los art.403 y 404 del C.P.P. que se refiere a analizar los testimonios y su nivel de mendacidad del testigo, así como en las contradicciones de su declaración.

En conclusión, quienes son los peritos psicólogos oficiales?

Como fue expuesto a lo largo de este artículo, son peritos oficiales según las precitadas leyes de nuestro país:
Todo servidor público que ostente el título legalmente reconocido en la respectiva ciencia, técnica o arte.
Los expertos de la policía judicial y del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses.
En materia de Psicología pueden cumplir funciones de perito dentro de cualquier proceso penal, todos los Psicólogos, que ostenten cargos con funciones de Policía Judicial y que hayan sido designados para ello.

REFERENCIAS

[1] CODIGO DE PROCEDIMIENTO PENAL. TITULO III

[2] www.psicologiajuridica.org TAPIAS, Angela, Diplomado en Psicología Forense, 2001.

[3] OP CIT TAPIAS, Angela, 2001

[4] HOYOS, Consuelo. Manual de Psicología Jurídica. 2.002